Andadores

Abogados de Responsabilidad del Producto Ayudando a Niños Lesionados a Nivel Nacional

Walkers Los padres suelen ver a los andadores para bebés, como una forma útil de mover a sus hijos de un lugar a otro en la casa y que pueden ayudar a los bebés que quieren movilizarse. Sin embargo, cada año, miles de niños menores de 15 meses sufren lesiones por el uso del andador, que requieren hospitalización. Andadores son los productos de guardería que han causado la mayoría de las lesiones. En algunos casos, se retiran los andadores, pero la mayoría de los padres de los bebés están privados de sueño y no muchos no pueden monitorear los retiros o problemas de seguridad del consumidor. Una demanda judicial es a menudo la única manera de obtener justicia si su hijo se ha lesionado debido a un andador defectuoso. Los abogados de responsabilidad del producto de Moll Law Group representan a víctimas de accidentes en todo el país. Se han asegurado billones de dólares en casos en los que se han involucrado nuestros abogados de lesiones infantiles.

Buscando Daños y Perjuicios por un Andador Defectuoso

Los andadores pueden poner a los bebés en riesgo de volcarse, no proveyendo restricciones adecuadas, o caer por los escalones. En 1997, la Comisión de Seguridad de los Productos de Consumo (CPSC) ordenó que todos los andadores fabricados después del 30 de junio de 1997 estuvieran diseñados con mecanismos de agarre incorporados y fueran suficientemente anchos para no pasar por una puerta estándar.

A pesar de esta regla, los andadores siguen representando una amenaza para la seguridad de los niños. A veces, el diseño general es pobre, mientras que en otras ocasiones, ciertos restricciones o cierres en el producto son inadecuadamente fabricados o diseñados. En algunos casos, hay insuficientes advertencias. Si un andador defectuosamente diseñado, fabricado o comercializado, puede ser posible presentar una demanda de responsabilidad del producto contra el fabricante y cualquiera en la cadena de distribución.

Las demandas de andadores para bebés, pueden basarse en cualquiera de varias teorías diferentes: negligencia, responsabilidad estricta o incumplimiento de la garantía. Cada teoría requiere que un demandante pruebe diferentes elementos. Generalmente, la responsabilidad objetiva es la más favorable para los demandantes. Cuando la responsabilidad estricta se aplica, un demandante debe demostrar que hay un defecto en el producto y que el defecto causó una lesión. Por ejemplo, en un estado donde la responsabilidad estricta se aplica, un fabricante probablemente podría ser considerado responsable si un andador tenía restricciones inefectivas que constituían un defecto, y las restricciones inefectivas causaron que un bebé se cayera y se rompiera una pierna.

En ciertos estados, sin embargo, un demandante tendrá que probar la negligencia, que puede ser más complicada. En una demanda por negligencia, un demandante debe demostrar un deber de cuidado, un incumplimiento del deber, causal real y próxima (legal), y daños reales. En otras palabras, lo que un fabricante hizo o no hizo en el diseño, la fabricación y la comercialización del producto esto puede hacer una diferencia para saber si el demandante recupera los daños. La investigación principal se centrará en si el fabricante cumplió con un estándar de cuidado razonable, determinado por grupos similares situados en la misma industria habrían hecho.

Consulte a un Abogado Experimentado en Responsabilidad del Producto

Si puede probar un caso de responsabilidad del producto, puede recuperar daños de indemnización para su hijo, incluyendo gastos médicos, terapia física y cualquier modificación necesaria en su hogar. Si su hijo se lesionó debido a un andador defectuoso, nuestros abogados de responsabilidad del producto están disponibles para presentar una demanda en su nombre. Moll Law Group representa a individuos lesionados y a sus familias en los Estados Unidos, incluyendo estados como Florida, Texas, California, Nueva York, Ohio, Michigan y Pennsylvania. Llámenos al 312-462-1700 o use nuestro formulario en línea para establecer una consulta gratuita.