Prozac

Loa Abogados de Defectos Congénitos por Drogas Ayudando a los Consumidores Lesionados en Todo el País

ProzacProzac es un conocido inhibidor de la recaptación de la serotonina (ISRS) fabricado por Eli Lilly & Co. La FDA [Acrónimo en Inglés de Administración de Alimentos y Drogas] lo aprobó en 1987 para el tratamiento de la depresión. Año tras año, se han ampliado sus usos de tratamiento y ahora se prescribe para tratar el trastorno disfórico premenstrual, trastornos alimenticios, Trastorno Obsesivo Compulsivo [sigla en inglés OCD] y pánico. Sin embargo, Prozac también ha sido identificado como una causa potencial de defectos congénitos. En muchos casos, las pacientes no han sido advertidas adecuadamente que si continúan tomando el fármaco durante el embarazo, su hijo puede padecer autismo y anomalías congénitas, como labio leporino, pie equinovaro, anencefalia, craneosinostosis y tetralogía de Fallot. Si usted tomó Prozac durante el embarazo, y su hijo requiere cuidado especial como resultado, los abogados experimentados de Prozac de Moll Law Group están a su disposición para ayudarle. Se han recuperado miles de millones de dólares en los casos en los cuales nuestros abogados de drogas peligrosas estuvieron involucrados.

Estableciendo la Responsabilidad por los Defectos Congénitos por Prozac

Estudios médicos vinculan el uso del Prozac con un mayor riesgo de defectos congénitos en los recién nacidos. Por ejemplo, en 2011 un estudio encontró un riesgo aislado de defecto septal ventricular. En algunos casos, los médicos requieren que los pacientes firmen un documento antes de prescribir un antidepresivo con el fin de protegerse a sí mismos. Cuando hay serias consecuencias adversas de tomar un medicamento, los fabricantes están obligados a proporcionar las advertencias adecuadas al respecto.

Una teoría de falla al advertir se plantea comúnmente en litigios de Prozac por anomalías congénitas. Es un tipo de defecto que puede dar lugar a la responsabilidad civil del fabricante. Otros dos tipos de defectos son los defectos de fabricación y los defectos de diseño. Muchas mujeres no tomarían Prozac si recibieran advertencias adecuadas sobre los riesgos.

En la mayoría de los estados, puede que se alegue una falla al advertir con respecto a una teoría de responsabilidad objetiva. Esto significa que el fabricante puede ser considerado responsable de los defectos congénitos causados por Prozac, incluso si el fabricante utiliza un cuidado razonable para la fabricación, diseño y mercadeo de la droga. Sin embargo, hay muchas defensas que pueden estar disponibles para un fabricante en un caso de responsabilidad objetiva.

Uno de ellas es la regla del intermediario experto. Bajo esta regla, un fabricante descarga su obligación de advertirles a los consumidores en los médicos. La obligación de advertirle al paciente entonces se pasa al médico, quien debe realizar un análisis de riesgo y beneficios sobre el uso de la droga durante el embarazo. La razón es que la salud del paciente está mejor servida al participar en este análisis con sus médicos, y los médicos están mejor situados que los fabricantes para determinar si la condición de un paciente individual amerita el uso de la droga en cuestión.

En algunos estados, un demandante debe establece la negligencia del fabricante porque no se encuentra disponible la teoría de responsabilidad objetiva. El demandante tendrá que establecer que el demandado tuvo un cierto deber de cuidado, que al no proveer una advertencia adecuada incumplió con ese deber, y que esa omisión de la advertencia fue la causa del defecto del bebé. A menudo, el problema es determinar si la lesión era obvia o no pudo ser prevista.

Explore Sus Opciones con un Abogado de Prozac

Muchas madres no tomarían Prozac durante sus embarazos si comprendieran los riesgos involucrados. Si su recién nacido sufre de anomalías congénitas como resultado de su uso de Prozac, los abogados de Prozac de Moll Law Group están listos para ayudarle a buscar compensación. Nuestra firma representa a personas lesionadas en todo el país, incluyendo en Illinois, Michigan, Ohio, Pensilvania, Texas, Nueva York, Florida, y California. Llámenos al 312-462-1700 o use nuestra forma en línea para agendar una consulta gratuita con un abogado de lesión farmacéutica.